Tu bebé y su sistema sensorial

Cómo percibe el mundo: los 5 sentidos de tu bebé

Más abarazos Huggies Más Abrazos // Jueves 3 Septiembre, 2020 // #bebe, #emociones, #maternidad

¬ŅC√≥mo siente el mundo tu beb√©?

Desde que tu beb√© alcanza las 28 semanas de gestaci√≥n es capaz de escuchar los latidos de tu coraz√≥n, sentir el calor del l√≠quido amni√≥tico e incluso percibir sabores, pero ¬Ņc√≥mo percibe el mundo a trav√©s de cada sentido una vez que nace?

Despu√©s de su nacimiento, tu beb√© comienza a percibir el mundo y su sistema nervioso recibe tanta informaci√≥n que se cansa r√°pidamente, lo que le provoca sue√Īo. Mientras duerme, su cerebro procesa toda esa nueva informaci√≥n, ¬°por eso es que a los reci√©n nacidos les encanta dormir todo el tiempo!

Ayudalo a percibir un entorno amoroso

Vista:

Durante los primeros días su visión es borrosa, por lo que lo mejor para que comience a reconocerte es mantener sus ojos a una distancia de 20 cm de tu rostro. Al principio, distinguirá con más claridad las imágenes de colores muy contrastantes, así como las imágenes en blanco y negro. Al cumplir su primera semana será capaz de reconocer tu rostro.

Tacto:

Aunque no sea capaz de verte con claridad, tu bebé siente todas tus caricias, así como los cambios de temperatura en su entorno. Mientras percibe estos estímulos su cerebro va formando una especie de mapa interno de su cuerpo. Esta conciencia, así como sus movimientos y reflejos innatos son esenciales para el desarrollo pleno de sus habilidades motoras y sensoriales. Además, el desarrollo del sentido del tacto también es muy importante para su desarrollo emocional.

Oído:

¬°Tu voz ser√° su sonido favorito! Esto se debe a que era el sonido que escuchaba con m√°s claridad cuando estaba en tu vientre. Durante su primer a√Īo, tu beb√© se enfoca b√°sicamente en identificar de d√≥nde vienen los sonidos.

Olfato y gusto:

Sus sabores preferidos son dulces y su sentido del olfato es tan sensible que aprende a reconocer el olor de tu leche materna, así como tu olor corporal casi inmediatamente después de nacer. Si tu bebé no quiere dormir, está muy inquieto o no deja de llorar, una buena idea para calmarlo es envolverlo con la camisa que usaste durante el día, ¡tu olor le ayudará a relajarse!