Mi bebé ya dejó los pañales

Comienza el entrenamiento para ir al baño

Más abarazos Huggies Más Abrazos // Martes 24 Marzo, 2020 // #aprendizaje, #crecimiento, #consejos, #maternidad

Los ni√Īos no aprenden solos a ir al ba√Īo, pues a pesar de que la necesidad fisiol√≥gica de orinar y defecar es innata, aprender a hacerlo en un lugar espec√≠fico es una necesidad social, y todas las conductas sociales se aprenden.

Muchas mam√°s se preguntan cu√°ndo es el momento indicado para comenzar el entrenamiento para dejar los pa√Īales y si bien cada ni√Īo se desarrolla a su propio ritmo, algunos indicadores de que ya est√° listo pueden los siguientes: que ya cant√© de memoria una canci√≥n sencilla, que te pida agua cuando tiene sed o que haga un berrinche cuando quiere algo. Estos comportamientos nos dicen que ya comprende mejor su entorno y tambi√©n que ya es capaz de comenzar a regular sus funciones fisiol√≥gicas.

Una vez que decidas comenzar el entrenamiento hay dos palabras que no debes olvidar nunca: paciencia y constancia. Paciencia porque debes considerar que pr√°cticamente desde que vino al mundo tu hijo ha usado¬†pa√Īales, de hecho es probable que no haya pasado ning√ļn d√≠a de su vida sin ellos, por lo que dejarlos puede no ser tan f√°cil para √©l. Siempre ten en mente que estar sin pa√Īales es una experiencia completamente nueva para tu beb√©, por lo que necesita todo tu apoyo y optimismo.

Tal vez no nos digan muchas cosas, pero los ni√Īos perciben nuestras emociones y son muy sensibles a ellas. Si tu hijo siente que lo presionas demasiado, podr√≠a dejar de avisarte que tiene ganas de ir al ba√Īo y que incluso se resista a hacerlo, lo que le traer√≠a problemas, como estre√Īimiento.

Ir al ba√Īo sin presiones

¬ŅY a qu√© nos referimos con constancia?

A que todos los seres humanos aprendemos mediante la pr√°ctica, y la pr√°ctica requiere repetici√≥n. No esperes que tu beb√© aprenda en tiempo r√©cord a avisarte cuando tenga ganas de ir al ba√Īo y a controlar sus esf√≠nteres mientras logras la proeza de llevarlo al sanitario m√°s cercano. Este proceso lleva tiempo y requiere de tu compromiso: no desistas una vez que hayan comenzado, recuerda que, como bien dicen, la pr√°ctica hace al maestro.

¬ŅQu√© pasa si ya hab√≠a dejado los pa√Īales y empieza a tener accidentes?

A veces, cuando se producen acontecimientos importantes en su vida, como el inicio del preescolar o la llegada de un¬†nuevo hermanito,¬†tu hijo puede sentirse estresado y manifestarlo mediante ‚Äúregresiones‚ÄĚ, es decir, volver a orinar o defecar sus calzones a pesar de que ya hab√≠a aprendido a avisar que tiene que ir al ba√Īo.

No te preocupes demasiado si esto pasa, expl√≠cale que todos tenemos accidentes y si lo crees necesario puedes volverle a poner pa√Īal por un tiempo, lo importante es que se sienta seguro para que puedan retomar el entrenamiento cuanto antes.

El control de esf√≠nteres es un proceso progresivo. Alrededor de los tres a√Īos los ni√Īos son capaces de aguantar por poco tiempo las ganas de orinar, pero hasta los 5 a√Īos aproximadamente ser√° capaz de controlar este proceso. As√≠ que ya lo sables: paciencia y constancia son la clave para logarlo juntos, ¬°y mucho amor, como siempre!